Coronavirus deja en evidencia problemas en los procesos de logística por falta tecnológica.

0
505

El coronavirus muestra el rezago tecnológico del sector de autotransporte.

El coronavirus ha provocado un reto considerable en los procesos de logística de los transportistas.

Esto debido a que ha evidenciado carencias tecnológicas en sus unidades, ya que algunas de éstas no cuentan con el equipo necesario para rastreo ó para efectuar ciertos procesos.

Dicha carencia ha provocado que empresas de éste sector tengan la necesidad de adquirir mejores equipos para sus unidades.

El principal reto se debe a la falta de prevención, pues nunca pudieron pronosticar un problema de tan grande magnitud.

Gracias a la pandemia, el paradigma ha cambiado, pues las empresas ahora se enfocan en adquirir nuevas tecnologías, aplicar planes de contingencia y colaborar con otros actores del sector.

Te puede interesar: Tecnología como herramienta clave para el transporte en la contingencia

trailers apilados

Otro factor del cual carece el sector, es la coordinación con empresas que se dediquen al monitoreo, rastreo y seguridad de unidades de autotransporte.

Muchas veces la consumación del robo de unidades se debe a la falta de sinergia de éstas empresas.

La falta de comunicación en tiempo real y reporte de los mismos pueden afectar el rendimiento de la logística.

Esto debido a que no se cuenta con un sistema de reporte adecuado que pueda generar previsiones a futuro.

La mejora en éstas tecnologías pueden optimizar diversos sectores y eliminan los procesos obsoletos.

Es por ello que éstos sistema de rastreo pueden ser una herramienta muy útil en la pandemia, ya que, dicho sistema puede proveer soluciones en reducción de costos y optimización de los recursos.

Te puede interesar: Servicios de tracking funcionan como apoyo ante pandemia

Si quieres conocer más de nuestras soluciones, haz clic en el botón y con gusto te atenderá un asesor.

Contactar

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí